estrella damm anuncio 2014 the vaccines

Conseguir que un usuario se involucre con una marca no es tarea fácil. Además, la actual saturación de contenidos y campañas publicitarias, tanto online como offline, dificulta la diferenciación ¿Cómo podemos destacar frente a los demás? La respuesta está clara: apleando a la emoción. A fin de cuentas, “la compra es el resultado de una emoción: si es positiva, el cliente compra; de lo contrario no lo hace”, tal y como se afirma desde puromarketing.com.

Más allá de ofrecer datos objetivos sobre el valor del producto, marca o proyecto… Hay que tocar el corazoncito de aquellos a los que nos estamos dirigiendo. Una persona puede estar satisfecha con una marca pero esto no garantiza que en cualquier momento pueda cambiarla por otra. Por lo tanto, además de ofrecer productos de calidad, hay que ofrecer experiencias con las que podamos influir en las personas a través de las emociones.

Coca Cola y su Instituto de la Felicidad son el mejor ejemplo de una campaña de marketing emocional genialmente dirigida. Aunque las campañas de Coca Cola siempre han estado ligadas a conceptos positivos, con esta iniciativa la marca ha conseguido diferenciarse una vez más gracias a una cuidada estrategia ligada al concepto del a felicidad.

Se dice que durante las épocas de crisis, las personas necesitamos más que nunca elevar y fortalecer nuestra autoestima y para ello nada mejor que las experiencias que despiertan emociones positivas. Como el verano es la época perfecta para lanzar este tipo de campañas, hoy voy a hablaros de dos que seguro que ya habéis visto: Mahou y Estrella Damm.

  • Soy muy de Mahou”, así se llama la campaña de Mahou que relaciona la cerveza con la ciudad de Madrid. El anuncio utiliza a diferentes personajes famosos que de forma coloquial y distendida hablan de qué significa Mahou para ellos. La campaña apela a la emoción y al sentimiento de pertenencia utilizando como escenario llugares míticos de la ciudad como La Latina. Si eres de Madrid, es imposible que no te hayas sentido identificado y más aún gracias a esa banda sonora de Loquillo.
  • La Campaña de Estrella Damm, “Mediterráneamente”, pretende ligar la cerveza con el verano y con un estilo de vida relajado plagado de preciosas las playas del Mediterráneo. Durante el vídeo se pueden ver una serie de sucesiones de momento de diversión: música, festivales, fiestas, baños en la playa, chicos y chicas guapas, jóvenes y de estética moderna… Todo con un carácter muy internacional acompañado de la banda sonora del grupo de indie inglés The Vaccines.

Las dos campañas son buenos ejemplos de marketing emocional aunque tienen sus diferencias. Mientras la de Mahou es más local y se centra en fidelizar a su público fiel, el de Madrid, la de Estrella Damm ha ofrece una imagen más internacional y moderna.

En cualquier cosa, ambas son perfectas para el verano: amables, positivas y asocian la cerveza a momentos de diversión y relax. ¿A que después de verlas te han entrado ganas de beber una cerveza?